Home » Actividades Reales » Texto íntegro del mensaje Real dirigido al segundo Foro Parlamentario de las Regiones

Texto íntegro del mensaje Real dirigido al segundo Foro Parlamentario de las Regiones

sm-le-roi_001911-504x300-504x300_0_0

Rabat – SM el Rey Mohammed VI dirigió un mensaje a los participantes en el segundo Foro Parlamentario de las Regiones, cuyos trabajos comenzaron hoy jueves en Rabat.

He aquí el texto íntegro del mensaje Real cuya lectura fue dada por el consejero de SM el Rey Abdellatif Mennouni:

“Loor a Dios, la oración y el saludo sean sobre nuestro señor enviado de Dios, su familia y compañeros

Señoras y Señores,

Con enorme satisfacción saludamos la iniciativa de la Cámara de Consejeros, Consejo Económico, Social y Medioambiental, las asociaciones de las regiones y las de los municipios de Marruecos, a fin de organizar este segundo foro dedicado a una de las reformas más profundas y más prometedoras que han tenido lugar desde la adopción de la Constitución en el año 2011, a saber, la regionalización avanzada.

Al optar por la instauración de encuentros y concertaciones entre vosotros, según intervalos regulares, con el propósito de llevar a cabo intercambios y debates en torno a la evolución de esta obra estructurante, dais la prueba de vuestra perfecta adhesión a la importancia capital que propiamente otorgamos a esta grandiosa reforma que busca una mayor democratización de la administración de los asuntos públicos y una convergencia de las políticas nacionales, sectoriales y territoriales hacia el objetivo que Nos hemos asignado, que no es otro sino el de aportar a nuestros conciudadanos, de manera permanente y equitativa, el progreso, el bienestar y la plenitud que merecen.

De igual modo, os queremos felicitar por haber previsto en la agenda de vuestros debates, determinadas temáticas tan esenciales para el cumplimiento de las misiones afectadas a las entidades territoriales que, por otra parte, concuerdan con Nuestras propias preocupaciones en lo que se refiere al desarrollo del proceso de la regionalización avanzada.

Señoras y Señores,

La regionalización avanzada constituye un logro institucional capital que participa de esta inquebrantable voluntad que Nos ha animado desde Nuestra accesión al Trono de Nuestros gloriosos antepasados, para atravesar un significativo umbral en la reforma y modernización de nuestras instituciones. Por ello, le debemos brindar el máximo cuidado.

Con satisfacción, hoy constatamos que el dispositivo jurídico necesario para la puesta en marcha de la regionalización avanzada, ha sido adoptado en lo esencial y que los electos territoriales se hallan con las manos a la obra, a fin de traducir en hechos el proceso de la regionalización avanzada.

De cara al futuro, los objetivos ya han sido fijados, los principios y reglas se hallan claramente establecidos y los actores están trabajando. Para la etapa que se abre, se trata de alcanzar la velocidad superior, a saber, la de la materialización efectiva y eficiente de esta mutación histórica.

Estamos ante una obra colosal que exige la implicación de una panoplia de actores y el compromiso de las fuerzas vivas y del cuerpo social en su integridad. Para las diversas etapas de la construcción de este edificio, será necesario, pues, un elevadísimo sentido de responsabilidad y un enorme trabajo de movilización y convicción. También será necesaria una gran perseverancia y un importante sentido de diálogo y de comunicación a fin de que el enorme potencial que ofrece el marco institucional y legal sea plenamente explotado y produzca todos sus benéficos resultados.

En función de esta nueva pedagogía de responsabilidad y de compartir, y a la luz de estas relaciones que son de un nuevo tipo, los electos territoriales podrán aportar la dinámica del cambio, relevar los retos, traducir las aspiraciones de sus electores y aportar las buenas respuestas a las expectativas de los ciudadanos.

Por su parte, los servicios del Estado en las administraciones públicas serán llamados a establecer renovadas relaciones de cooperación, diálogo, concertación, convergencia y partenariado con las entidades territoriales. Efectivamente, a este precio vamos a poder realizar la complementariedad, la coherencia de las acciones y las sinergias necesarias al despliegue de la obra de la regionalización avanzada que deseamos.

Señoras y Señores,

Los temas que habéis elegido para vuestro encuentro coinciden con las preocupaciones que acabamos de evocar. Os corresponde, pues, debatirlos con total libertad para que, llegado el momento, sometáis vuestras propuestas a Nuestra Majestad. En este sentido, recomendamos simplemente que vuestros debates otorguen la importancia que se merecen algunos aspectos determinantes que deben ser igualmente tomados en consideración por el gobierno.

En primer lugar, los programas regionales de desarrollo deben inscribirse dentro del modelo de desarrollo en curso de construcción. En este sentido, un llamamiento a una amplia contribución ha sido lanzado a través de Nuestro Discurso del 13 de octubre, con ocasión de la apertura del año parlamentario. Las entidades territoriales, y particularmente las regiones que deben asumir plenamente la preeminencia que les otorga la Constitución, tendrán que aportar su propia contribución a fin de corregir las deficiencias del modelo actual, reducir las disparidades y desigualdades territoriales, así como avanzar con pasos acelerados y firmes por la vía de la justicia social. Cada espacio territorial debería disponer de su propia visión que armoniosamente ocuparía su lugar en el seno del modelo nacional de desarrollo.

En segundo término, los electos territoriales han de involucrarse fuertemente en la problemática de la juventud marroquí, ávida de aprender y participar, aspirando a la dignidad y al mayor bienestar. Los problemas a los que se enfrenta actualmente nuestra juventud sólo se pueden resolver a escala local, en el barrio, en el municipio y en la ciudad de residencia. En este sentido, únicamente las soluciones locales adaptas a los problemas de los jóvenes son capaces de dar sentido y consistencia a las políticas transversales que el Estado central debe desplegar en beneficio de los mismos.

Se trata, igualmente, del alcance de las competencias atribuidas a las entidades territoriales y particularmente a los consejos regionales, ya que, en definitiva, no se trata de sobrecargarlas de múltiples y variadas competencias que sólo servirían para desacreditarlas debido a las inevitables carencias. Se trata, más bien, de conseguir que sus competencias sean suficientemente precisas para evitar confusiones, solapamientos o duplicaciones, y que dichas competencias vayan progresivamente ampliándose a medida que sus capacidades humanas y financieras vayan incrementando.

En este sentido, llamamos a una mejor concertación que permita – en el seno de las distintas competencias propias que la ley orgánica ha reservado a las regiones – definir las competencias más concretas que deberán asumir en lo inmediato, bajo la reserva de actualizaciones periódicas.

Un último aspecto que deseamos sea igualmente sometido a examen consiste en la gobernanza. Más allá de los dispositivos adoptados en la materia por las leyes orgánicas relativas a las entidades territoriales, vuestras concertaciones y reflexiones deberán materializar de manera más precisa, más práctica y más mensurable, un concepto fuerte cuya alteración hay que evitar a todo precio. He aquí un trabajo de pedagogía y comunicación que ha de ser orientado hacia los electores y la opinión pública para que se pueda apreciar de manera apropiada el contenido y el alcance de la gobernanza, así como la importancia de los esfuerzos por realizar.

Señoras y Señores,

Somos conscientes de que la realización de una obra como la regionalización avanzada requiere un largo plazo, exigiéndose determinación para combatir la inercia, vigilancia para hacer frente a los conservadurismos y reactividad para adaptarse, corregir y ajustar.

Consideramos que el espíritu de vuestro foro se enmarca dentro de esta lógica de vigilancia, evolución constante y progresiva, así como de evaluación periódica. Seguiremos con atención vuestros trabajos, que esperamos sean objetivos, realistas, perspicaces y audaces a la vez.

Deseamos pleno éxito a vuestro encuentro.

Wassalamou alaikoum warahmatoullahi wabarakatouh”.

MAP